5 abr. 2017

Nuevos datos confirman que Medio Oriente se volvería inhabitable


La capa freática está descendiendo en los oasis del desierto de Egipto, lo que genera problemas de sostenibilidad. Crédito: Cam McGrath / IPS
ROMA, 14 mar 2017 (IPS) - Nuevos datos confirman que Medio Oriente y el norte de África podrían volverse inhabitables en unas décadas, ya que la disponibilidad de agua dulce descendió casi dos tercios en los últimos 40 años, algo que muchos científicos ya temían.
La escasez no solo afecta al de por sí precario suministro de agua potable en la mayoría de los 22 países de la región, donde viven casi 400 millones de habitantes, sino también la disponibilidad del elemento para la agricultura y la producción alimentaria de la población en rápido crecimiento.
"La competencia entre los sectores por el uso del agua solo se intensificará en el futuro entre la agricultura, la energía, la producción industrial y las necesidades de los hogares": José Graziano da Silva.

La disponibilidad de agua dulce por habitante en Medio Oriente y el norte de África es 10 veces menor que la media mundial. Por otra parte, las temperaturas más altas pueden acortar las zafras de cultivo en 18 días y reducir los rendimientos agrícolas entre 27 y 55 por ciento a finales de este siglo.
Además, los recursos de agua dulce de la región están entre los más bajos del mundo y se espera que disminuyan más de 50 por ciento para 2050, según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).
Asimismo, 90 por ciento de la superficie total de la tierra se encuentra en zonas áridas, semiáridas y subhúmedas secas, mientras que 45 por ciento de la superficie agrícola total está expuesta a la salinidad, el agotamiento de los nutrientes del suelo y la erosión hídrica del viento, añade la FAO.
La agricultura regional utiliza alrededor de 85 por ciento del agua dulce disponible, y más de 60 por ciento de los recursos hídricos proceden de zonas externas a las fronteras nacionales y regionales.
Esta alarmante situación llevó al director general de la FAO,  José Graziano da Silva, a pedir medidas urgentes.  El acceso al agua es una “necesidad fundamental para la seguridad alimentaria, la salud humana y la agricultura”, y su inminente escasez en el norte de África y Medio Oriente exige una “respuesta urgente y masiva”, advirtió Da Silva en su visita a El Cairo, donde se reunió con altas autoridades egipcias y que concluyó el jueves 9.
Mientras tanto, el aumento del nivel del mar en el Delta del Nilo – que alberga las tierras más fértiles de Egipto – expone al país más habitado de la región, con casi 100 millones de personas, a la pérdida de partes sustanciales de su tierra fértil más productiva debido a la salinización.

Las sequías recurrentes destruyeron la mayoría de las cosechas en la zona del Sahel. Crédito: Kristin Palitza / IPS
“La competencia entre los sectores por el uso del agua solo se intensificará en el futuro entre la agricultura, la energía, la producción industrial y las necesidades de los hogares”, aseguró Da Silva.
El director general participó en una reunión de alto nivel sobre la colaboración de la FAO con Egipto en la iniciativa “1,5 millones de feddan” -equivalente a 0,42 hectáreas -, un plan del gobierno para recuperar hasta dos millones de hectáreas de tierras desérticas para usos agrícolas y de otro tipo.
¿Qué se puede hacer?
Egipto “necesita estudiar seriamente la elección de los cultivos y los patrones de consumo”, recomendó Da Silva, al señalar el posible desperdicio de agua que conlleva el cultivo de trigo.
Entre “las medidas urgentes” necesarias se incluyen “las destinadas a reducir la pérdida y desperdicio de alimentos y reforzar la resiliencia de los pequeños campesinos y agricultores familiares, lo que requiere implementar una combinación de intervenciones de protección social, inversiones y transferencias de tecnología”, declaró.
La agencia especializada de la ONU lidera una Iniciativa de Escasez de Agua en Cercano Oriente y el Norte de África que ofrece asesoramiento en materia de políticas e ideas de mejores prácticas sobre la gobernanza en los sistemas de riego. La iniciativa tiene el respaldo de una red de más de 30 organizaciones nacionales e internacionales.
El gran riesgo
Varios estudios científicos sobre el impacto del cambio climático en curso en la región de Medio Oriente, particularmente en la zona del Golfo, ya habían hecho la advertencia.
“En este siglo, partes de la región del Golfo Pérsico podrían verse afectadas por eventos sin precedentes de calor mortal como resultado del cambio climático, según un estudio de modelos climáticos de alta resolución”, advirtió una investigación del estadounidense Instituto de Tecnología de Massachusetts  (MIT).

Artículos relacionados

·               Falta de agua preocupa a Medio Oriente y Magreb
La investigación, titulada El Golfo Pérsico podría experimentar calor mortal, revela lo que sucederá si las emisiones de gases de efecto invernadero se mantienen iguales a la actualidad, pero también muestra que la reducción de las mismas podría prevenir estos “extremos mortales de la temperatura”.
Elfatih Eltahir, profesor de ingeniería civil y ambiental del MIT, y Jeremy Pal, de la Universidad Loyola Marymount, llevaron a cabo este estudio, publicado por la revista Nature Climate Change.
Los autores concluyen que las condiciones en la región del Golfo, incluyendo sus aguas poco profundas y el sol intenso, lo convierten en “un punto clave regional donde el cambio climático, en ausencia de mitigación significativa, probablemente afectará gravemente la habitabilidad humana en el futuro”.
Al aplicar versiones de alta resolución de modelos climáticos corrientes, Eltahir y Pal descubrieron que muchas ciudades podrían superar un punto de inflexión para la supervivencia humana, incluso en espacios sombreados y bien ventilados.
Eltahir dice que este umbral “por lo que sabemos… nunca se ha reportado para ningún lugar del planeta”.
Por su parte, la última evaluación del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático prevé que el clima árido y caluroso se acentuará en la mayor parte de Medio Oriente y el norte de África.

Traducido por Álvaro Queiruga

22 mar. 2017

El Niño Costero

No se había visto un desastre así desde 1998.

Las fuertes lluvias que se registran en Perú desde fines de enero han afectado a decenas de miles de personas y han causado importantes daños en viviendas y carreteras, principalmente en tres regiones del norte del país: Tumbes, Piura y Lambayeque.

Los efectos de las precipitaciones también se han dejado sentir en 
La Libertad, Cajamarca, Ica y Lima.

Solo en la región Piura hay cerca de 15.000 damnificados, que han sufrido los desbordes de los ríos y el colapso de los sistemas de alcantarillas.

Mientras, en la costa de Ecuador, los aguaceros han causado la muerte de 14 personas y causado daños a miles de viviendas, principalmente en las provincias de Chimborazo, Guayas, Los Ríos y Manabí.

Esta situación, que no se veía en las zonas afectadas en cerca de dos décadas, se debe a un fenómeno que, por sus consecuencias es parecido al fenómeno de El Niño, pero en este caso se ubica solo frente a las costas de Perú y Ecuador.

Los científicos peruanos lo han bautizado como "El Niño costero" y expertos de todo el mundo lo están observando por si se trata de una señal de que se acerca un 
Niño de escala planetaria.

Calentamiento focalizado

Durante un fenómeno de El Niño, aumenta la temperatura del agua en toda la franja ecuatorial del océano Pacífico, hasta la costa norte de Estados Unidos, y los efectos se sienten en todo el mundo: lluvias monzónicas débiles en India, inviernos más fríos en Europa, tifones en Asia y sequías en Indonesia y Australia, entre otras calamidades.

Pero cuando el calentamiento ocurre solo en la zona costera de Perú y Ecuador, las anomalías (lluvias torrenciales) se restringen a estos territorios. Los expertos peruanos llaman "El Niño costero" al fenómeno, según el Comité Multisectorial para el estudio del Fenómeno de El Niño en ese país (Enfen).

El hecho de que el aumento de la temperatura del agua ocurra solo frente ambos países, se relaciona con las corrientes de viento que circulan por esta zona.

A fines de 2016, unos vientos del norte, provenientes de Centroamérica, favorecieron el desplazamiento de aguas cálidas hacia el sur, dice el Enfen.

En su recorrido hacia la costa ecuatoriana y peruana, esta masa hídrica no encontró ninguna barrera, explicó a BBC Mundo el meteorólogo Nelson Quispe, director de área de Pronóstico del Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología de Perú (Senamhi).

Los vientos costeros que iban en dirección opuesta -de sur a norte- "se debilitaron" durante los primeros días de diciembre de 2016 y permitieron el ingreso de las aguas cálidas de Centroamérica.

"Normalmente el viento que va de sur a norte ayuda a llevar la corriente marina de Humboldt, que es fría. Pero como el viento se había debilitado, la corriente también fue más débil", agregó Quispe.

El calentamiento anómalo del mar en la costa costera empezó a mediados de enero y ha causado que el agua alcance temperaturas pico de 29 ºC en Perú, y de 28 ºC en Ecuador.
"La temperatura normal en verano es 24 o 25 grados centígrados. Ahora está cuatro o cinco grados por encima de lo normal y eso es lo que causa las lluvias (por la fuerte evaporación del agua)", dice Quispe, del Senamhi.

Un requisito para que las autoridades peruanas confirmen la presencia de El Niño costero es que las anomalías se mantengan durante tres meses consecutivos, como mínimo.
Es así que se espera que las precipitaciones continúen en marzo y que disminuyan recién a fines de abril, señaló Quispe, del Senamhi.

¿Un niño global?

La definición de "El Niño costero" fue creada por el Enfen de Perú para estudiar el fenómeno y prevenir los daños en ese país, explicó a BBC Mundo Rodney Martínez, director del Centro Internacional para la Investigación del Fenómeno de El Niño (Ciifen), ubicado en Ecuador.

A nivel mundial, los científicos no creen que el fenómeno de El Niño esté teniendo lugar, aunque no descartan que pueda darse en los próximos meses.

"(Para ellos) lo que ocurre en Perú y Ecuador es un calentamiento anómalo en el Pacífico oriental que ocasiona lluvias por encima de lo normal. Pero no es reconocido como un Niño. Es un fenómeno muy localizado, muy de nuestra región", dijo Martínez.

Pero advierte que si el calentamiento en el Pacífico este se mantiene, podría ser precursor de un Niño global. "Todo lo que pasa el Pacífico oriental afecta la presión atmosférica en todo el Pacífico y contribuye a una potencial evolución hacia un Niño", sostiene.

"No se observaba esta intensidad (en el calentamiento del Pacífico) desde hace 18 años. Es un calentamiento inusual, poco esperado y fuerte en la parte norte", agrega.

Meteorólogos de todo el mundo están observando lo que está sucediendo en la costa de Perú y Ecuador, y sitúan en un 40% las posibilidades de que se desarrolle un nuevo fenómeno de El Niño a escala planetaria.

Ello sería inusual ya que se registró uno de gran intensidad entre 2015 y 2016, bautizado como "El súper Niño", que hizo que las temperaturas mundiales batieran numerosos récords.

Se esperaba que en los últimos meses las aguas ecuatoriales se enfriaran y dieran paso a "La Niña", algo que por el momento ha sucedido de forma intermitente. Ello ha llevado a que los científicos bautizaran a "La Niña" como "La Nada", por lo poco que ha dejado sentir sus efectos.

"El Niño" sucede normalmente una frecuencia de entre dos y siete años. Sería inusual que empiece uno en 2017, poco tiempo después de que hubiera acabado uno en 2016.

Fuente: El texto fue tomado de BBC.com

7 mar. 2017

Cuaresma y Ecologia

Laudato Si

1 marzo 2017. Comienza la Cuaresma, y la Alianza Católica del Clima nos propone vivirla desde la clave del cuidado de la casa común, ofreciéndonos un calendario que a diario nos irá sugiriendo temas para avanzar en nuestro compromiso ecosolidario con nuestra madre Tierra.
El primer punto en que se fija es, precisamente, la frase central del rito de la ceniza: “Polvo eres y en polvo te has de convertir” se decía tradicionalmente. Y, cierto, se trata de un eslogan que conecta muy bien con el eslogan central de la encíclica Laudato si: todo está conectado, y somos parte de esta Tierra en la que vivimos, una parte humilde, sencilla, vulnerable… Volveremos a ser Tierra, sí, volveremos a reintegrarnos, en lo físico, en la madre de la que nacimos…
Hoy puede ser un buen día para pensar y rezar cómo es nuestra conexión con la vida, con la Tierra, con los hermanos, con el resto de seres vivos. Y si en esa conexión nos sentimos como algo limitado, frágil, vulnerable, que comparte la vulnerabilidad de la vida y que se rinde sencilla y sobriamente ante la grandeza y la misericordia de Dios. Y dado que la ceniza procede, además, de una hoguera que quemó y desprendió CO2, también puede servirnos para meditar sobre cómo nos sentimos vinculados a esta Tierra que sufre y cómo somos nosotros mismos dañados por las alteraciones que estamos provocando en la Naturaleza.
Desde luego, será una buena manera de comenzar una Cuaresma con un profundo acento ecológico, en la estela de la Laudato si.


“Un huerto bien regado”


Las lecturas del fin de semana nos han traído temas bien interesantes para nuestra Cuaresma en conversión ecológica:
  • En primer lugar, el viernes, día tradicional de “abstinencia”, nos trajo una visión del ayuno muy lejana a la del sacrificio personal, y más cercana a la de la justicia social; en este contexto, la Alianza Católica por el Clima nos invitaba a pensar en la dimensión social que hoy puede tener el dejar de comer carne, o el hacerlo en menor medida, ya que el consumo de carne, sobre todo de carnes rojas, tiene un gran impacto ecológico, mucho mayor que el consumo de la misma cantidad de proteínas de procedencia vegetal. Este si es un ayuno en la línea de los ayunos que Dios quiere, según nos lo presenta el profeta Isaías

  • El sábado, en labios del mismo profeta, se nos presenta una hermosa metáfora del creyente comprometido con la justicia social: “Serás un huerto bien regado”. Hermosa metáfora que nos coloca en la senda de la ecología profunda de la Laudato si, en la que la Naturaleza no aparece tan sólo como receptora de la acción humana, sino también como modelo de comprensión de la propia vida del ser humano. Implicarse en acciones justas tiene, por tanto, efectos beneficiosos sobre nuestra vida, a la que puede hacer florecer y dar fruto en plenitud.


  • Y hoy domingo se nos presenta el texto de las tentaciones, el mismo texto que durante este trimestre se está trabajando en el Plan de Evangelización de la Archidiócesis de Madrid. En el ámbito de la ecología resuenan aquí las múltiples tentaciones en que incurre el ser humano: la de utilizar la Naturaleza pra su propio beneficio exclusivo, y vivirla como mero recurso; la de mostrarse ante la Naturaleza como quien tiene realmente el poder y la capacidad de decisión, como si estuviera separado de la propia vida natural; y la de fabricarse ídolos a los que adorar,  como el dinero y el progreso, alejándose así de la vinculación con los otros seres humanos, con la Naturaleza y con el mismo Dios. Hay también que hacer aquí un esfuerzo serio para no dejarse llevar por las tentaciones y volver al verdadero sentido de la vida, una vida de relaciones con los hermanos, inserta responsablemente en el medio natural y abierta a la trascendencia de Dios.

 



28 feb. 2017

El Papa invita a los medios de comunicación a no olvidar "el océano de bien" presente en el mundo.




Mensaje con motivo del 150 aniversario del diario italiano La Stampa.


Angelus del 29 de enero de 2017 © L'Osservatore Romano



Exponer la situación del mundo actual, sí,  pero nunca olvidar el "océano de bien", que actúa en él. Es la llamada del Papa Francisco a los medios de comunicación. En un mensaje con motivo del 150 aniversario del diario italiano La Stampa 9 de febrero de 2017, el Papa advierte contra la "petrificación del corazón": "la vida se nos da y (...) se nos invita a compartirla (...) interesándonos los unos por los otros".

En su mensaje publicado en la edición especial de este periódico, que nació en Turín en 1867, el Papa nos invita a no dejar que se nos "robe la esperanza" ante un mundo lacerado por los conflictos, la violencia, el odio, el terrorismo. Le causa mucha tristeza "esta guerra tan compleja" que está haciendo "innumerables víctimas inocentes," y también la "crisis económica", las "terribles consecuencias de la pobreza, el hambre, el subdesarrollo", el "abismo hacia el que nos estamos precipitando al devastar el medio ambiente".

Pero "si el mal parece amenazante y dominante, existe un mar de bien, que actúa en el mundo," continúa diciendo, "existe el rostro de los que prestan auxilio a las víctimas de los bombardeos de Siria. La mirada de quienes acogen a los inmigrantes sin caer en la tentación del cierre de fronteras, de ver en el otro, en quien es diferente, un "enemigo". Los que se comprometen a ayudar a muchos jóvenes y niños de los países pobres que no tienen futuro. El Papa se alegra por los voluntarios que acuden a las salas de los hospitales, los que comparten un poco de su tiempo con las personas mayores y solas de nuestras ciudades".

Así, el Papa desea a La Stampa "que hable del mundo en que vivimos sabiendo describir su complejidad, sin olvidar nunca ese océano de bien que nos hace mirar el futuro con esperanza."

El Papa Francisco se detiene en dos "desafíos", el primero "superar la globalización de la indiferencia", esta "enfermedad corrosiva que nos petrifica el corazón que nos hace narcisistas y capaces de mirar sólo hacia nosotros mismos y hacia nuestros intereses, que nos hace incapaces de llorar, de sentir compasión, de dejar que nos conmueva el sufrimiento de los demás”.

Esta "petrificación de corazón", advirtió el Papa, "que nos acostumbra a ver los coches bomba de los terroristas,... a los migrantes que se ahogan en el Mediterráneo... a las personas sin hogar que se están congelando en nuestras calles". De este modo, añade, "nosotros nos degradamos poco a poco: nadie nos importa y nosotros no pertenecemos a nadie." Mientras que " se nos da la vida, se nos invita a compartir (...) interesándonos por los demás."

El segundo reto es "una llamada al realismo": "Es esencial buscar soluciones integrales para combatir la pobreza,  devolver la dignidad a los excluidos (...) y cuidar de la naturaleza a partir de lo que es más precioso, la vida humana."

En Jesús, Dios "escogió nacer en la pobreza, lejos de los focos luminosos, de las seducciones del poder, del esplendor de la apariencia." Es la "revolución de la ternura" para encontrar a Dios "hay que inclinarse, agacharse, hacerse pequeño. La paz, la alegría, el sentido de la vida se encuentran si nos dejamos sorprender por ese Dios-Niño, que aceptó sufrir y morir por amor".

"Día tras día se reconstruye la paz, la justicia, el reconocimiento de la dignidad incontenible de toda vida humana, desde el más pequeño e indefenso, reconociendo a cada ser humano como nuestro hermano."

15 feb. 2017

Revolución energética


Para poder combatir con éxito el cambio climático y la amenaza nuclear necesitamos urgentemente una revolución en la forma de producir, consumir y distribuir la energía.
La reforma energética




En España necesitamos un cambio del modelo energético, pero no en línea de la reforma energética que hemos vivido los últimos años y que supone una apuesta por las energías sucias, sino en línea con las energías renovables. Éstas no solo son más limpias y menos caras, sino que además son las únicas sostenibles económica y medioambientalmente a largo plazo




¿Qué soluciones hay?


Greenpeace demostró en el informe Energía 3.0 que es viable y mucho más beneficioso para la sociedad, la economía y el medio ambiente transformar el sistema energético y satisfacer todas las necesidades de energía con fuentes 100% renovables, con eficiencia y con inteligencia. También señalamos las principales medidas que debían tomarse para lograrlo.


Si España optase por un modelo energético como el analizado en el informe Energía 3.0 podría ahorrar más de 200.000 millones de euros anuales en promedio hasta 2050. Pero si seguimos como hasta ahora, la factura energética será cada vez más elevada, por la gran dependencia externa respecto a las fuentes de energía sucia y por los crecientes costes ambientales y sociales que éstas conllevan.


Además, de continuar las políticas actuales, España perderá su posición de líder en el sector renovable y quedará completamente descolgada de la revolución energética que necesitamos para poder evitar un cambio climático desastroso. España debería alcanzar un sistema 100% renovable no más tarde de 2050, y el Gobierno es quien tiene la responsabilidad de que eso ocurra. Asimismo, las compañías del sector eléctrico (renovable y de energía sucia) tienen la capacidad de decidir si invertir en energías renovables o sucias.


La solución global es la reducción de las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero hasta un nivel tan bajo que deje de interferir con el clima mundial, para evitar que la subida de temperaturas globales alcance 2ºC, lo que nos llevaría a un cambio climático gravemente peligroso.






¿Que puedes hacer tu?


Aquí tienes unos cuantos consejos y recomendaciones para hacer tu consumo más sostenible con el medio ambiente.


En el hogar: En primer lugar, ¡hay que expulsar a los “ladrones de energía” de casa! Muchos electrodomésticos consumen más energía de la necesaria, incluso cuando están apagados.
Adquiere electrodomésticos de mayor eficiencia energética. Busca los que tengan etiquetas de ahorro energético de clase A, la más eficiente. Los nuevos electrodomésticos deben incorporar un interruptor de corte que los desconecte de la fuente de alimentación, o que en modo de reposo no consuman mas de 1 vatio.


Haz un favor a tu PC y déjale que descanse. Utiliza el modo de ahorro de energía del sistema operativo. Cuando acabes de trabajar, apágalo y no olvides desconectarlo también de la fuente de alimentación. Por cierto, las pantallas planas y los portátiles son muy eficientes energéticamente.
Usa bombillas fluorescentes compactas (CFL). Las bombillas de bajo consumo recortan el consumo energético hasta un 80%. (Estas bombillas contienen mercurio y se deben depositar en puntos limpios). Apaga siempre las luces de habitaciones que no estés usando. Existen interruptores de presencia, incluso bombillas con ellos incorporados, que se encienden o apagan automáticamente al detectar la presencia.
Pon fin a las pérdidas de energía de reposo. Televisores, vídeos, PCs y todos los accesorios que les acompañan continúan consumiendo electricidad cuando están en “stand by”. Para evitarlo, desconecta los enchufes o utiliza un enchufe múltiple con su propio interruptor de corte. Estas pérdidas son las responsables del 5 al 13% del consumo de electricidad en los hogares de los países de la OCDE.
Evita dejar enchufados cargadores y transformadores. Siguen consumiendo electricidad incluso cuando no se utilizan. Desconecta los cargadores de teléfonos móviles, MP3 y cámaras digitales, y los transformadores de las lámparas halógenas y electrodomésticos.




En la cocina: Un frigorífico típico fabricado en 1993 consume el doble de electricidad que un modelo de alta calidad moderno. Su cambio te reportará grandes ahorros en la factura eléctrica, y contribuirás a reducir las emisiones anuales de CO2 en 100 kilos.
Piensa siempre en términos energéticos. Tapa la cacerola. Utiliza sólo el agua necesaria cuando vayas a hervir alimentos. Usa olla a presión, mejor la súper-rápida. No precalientes el horno. Si tienes que comprar una cocina elígela de gas mejor que eléctrica (de éstas la más eficiente es la vitrocerámica de inducción). Si tienes cocina eléctrica, apaga los fuegos o el horno cuando esté caliente y deja que se termine de cocinar sin gastar electricidad. Seguro que tú conoces más trucos...
Líbrate de los devoradores de energía y verifica el consumo energético de cualquier nuevo electrodoméstico antes de comprarlo. Compra sólo los electrodomésticos más eficientes (en Europa, categoría A+ o A++). Escoge también el volumen que realmente necesitas; por ejemplo escoge un frigorífico que vayas a llenar al menos en dos tercios de su capacidad (tres cuartos en el caso del congelador).
Coloca el frigorífico en un lugar fresco. No lo pongas nunca cerca de fuentes de calor (horno, cocina...). Abre las puertas el menor tiempo posibjle y verifica que cierran bien. No obstruyas la ventilación de las rejillas de atrás, mantenlas limpias de polvo.
Descongélalo con regularidad si el aparato no lo hace de forma automática. Consumen más energía cuando acumulan hielo. No introduzcas nunca alimentos calientes. Descongela la comida pasándola del congelador a la nevera un día antes. Ajusta el termostato a una temperatura no excesivamente baja. Por cada grado centígrado de frío su consumo de energía aumenta un 5%.
Calentar agua o comida consume mucha energía. Evita calentar más de la que necesites. Los sistemas más eficientes son las cocinas de gas o los hervidores eléctricos. No calientes comida en una cocina eléctrica es mejor utilizar el microondas.




En el baño: Las calderas eléctricas para calentar agua son muy ineficientes. Cambia la caldera eléctrica lo antes posible por colectores solares o un calentador de gas eficiente (caldera de condensación).
Date una ducha rápida en lugar de un baño. Apaga el grifo mientras te enjabonas. Elige una melodía corta y cántala o sílbala. Cuando se termine, también lo hará la ducha. Instala un economizador de agua en la ducha: acorta a la mitad el consumo de agua y de energía.
Instala colectores solares. En nuestras latitudes, los colectores pueden suministrar entre el 60 y el 70% del agua caliente necesaria en un hogar y esta cifra puede aumentar hasta el 100% en regiones muy soleadas.
Ahorra en la colada. Lava en frío y olvídate del prelavado. Un lavado normal será más que suficiente y reducirás el consumo energético hasta un 80%. Realiza siempre el lavado con la lavadora a unos tres cuartos de su capacidad.
Tiende la ropa para que se seque. Las secadoras son auténticas devoradoras de energía. Un hogar de cuatro personas que no utilice la secadora ahorrará 480 kilovatios/hora –y 300 kilos de CO2– anualmente.
No utilices electrodomésticos a pilas. Por ejemplo máquinas de afeitar o cepillos de dientes, porque consumen más energía que los conectados a la red. Si tienes alternativa, al menos intenta cargarlo correctamente. Desenchúfalo tan pronto como se recargue la pila, utilízalo hasta que se desgaste y deséchalo correctamente cuando no funcione más.




La temperatura ideal: Cada grado que bajes la temperatura de la sala estarás ahorrando hasta un 6% de consumo energético en calefacción.


No calientes ni enfríes más de lo necesario. 20ºC es suficiente para un entorno saludable en el salón de tu casa. Con la ropa adecuada en cada época se puede reducir las necesidades de climatización. Mantén cerradas las puertas, y no dejes nunca la calefacción encendida cuando no estés en casa. Instala termostatos programables para regular automáticamente la temperatura de la habitación, por ejemplo, más alta durante el día y más baja durante la noche.
Instala un doble acristalamiento aislante. O convence a tu casero para que lo haga. Las viejas ventanas pueden ser una importante fuente de pérdida térmica, no sólo por el cristal, sino también por marcos y cierres ineficientes.
Ventila las habitaciones rápidamente. La mejor forma de ventilar una habitación es apagar la calefacción y abrir las ventanas no más de 10 minutos. Es una operación rápida que evita que se enfríen las paredes. No dejes nunca la calefacción encendida con la ventana abierta, aunque sea sólo una rendija.
Constrúyete una vida cómoda. Mejora el aislamiento de ventanas, techos, paredes y suelos, estas medidas pueden reducir más de la mitad las facturas de calefacción y eléctrica. Evita el uso de aire acondicionado, piensa si realmente lo necesitas antes de instalarlo en tu casa. En verano, puedes mantener la casa fresca con un buen aislamiento. Recuerda controlar las ventanas durante el día (cerrándolas para que no entre calor e impidiendo con toldos o persianas que entre el sol) y ventiladores de techo.
Haz revisar tu sistema de calefacción. Los sistemas de calefacción eléctricos (incluyendo los sistemas de carga nocturna) son devoradores de energía muy ineficientes que deben ser sustituidos por los nuevos sistemas mucho más eficientes. Si inviertes en uno nuevo puedes lograr beneficios económicos en sólo unos años. Pero recuerda que cada sistema de calefacción debe ser mantenido correctamente y a intervalos regulares.




Buenos sistemas de calefacción: Un mejor diseño de los edificios y un aislamiento térmico efectivo permitirán ahorrar hasta un 80% de la demanda térmica media de los edificios.
El sol y el calor corporal son realmente todo lo que necesitas para la mayoría de la necesidades de calefacción en una casa eficiente (casa pasiva). Este tipo de viviendas están muy bien aisladas y la mayoría de sus ventanas están orientadas al sur.
Los sistemas de leña. Las unidades modernas queman pellets o virutas de madera. Son totalmente automáticas y pueden calentar toda la casa. La emisión de CO2 es neutra si la madera se obtiene de bosques sostenibles.
Los colectores solares proporcionan más que agua para lavarse. Las instalaciones de calentamiento solar de casas bien aisladas pueden proporcionar todo el calor necesario y servir de soporte del sistema de calefacción en invierno.
El biogás no se emplea sólo en unidades especiales, sino que puede incorporarse a la red de gas. Cuando se quema en pequeñas centrales de cogeneración proporciona electricidad y calor.
Los recursos geotérmicos pueden suministrar energía para generar calor de varias formas. En muchos países cuentan ya con colectores o bucles geotérmicos bajo el suelo de sus casas. Las bombas de calor utilizadas para procesar la energía geotérmica deben accionarse únicamente con energía limpia. La energía geotérmica produce electricidad y calor canalizado.





Viaja respetando el clima: Si dejas el coche en casa y vas al trabajo en bicicleta reducirás hasta media tonelada tus emisiones anuales de CO2 a la atmósfera.
Utiliza el transporte público. Los autobuses y los trenes son tres veces más eficientes que los vehículos privados. En las ciudades, el metro es el sistema de transporte más eficiente, e incluso será más limpio en el futuro, cuando funcionen con energía renovable.
Mueve las piernas. Caminar es un excelente ejercicio para mantenerse en forma y no afecta al clima. Reconquista la ciudad –¡a pie!
Vuela sólo cuando realmente lo necesites. El tráfico aéreo es el más contaminante de todos. Reduce los vuelos de larga distancia. Y en las rutas más cortas, incluso a países vecinos, el viaje en tren es rápido y mucho más respetuoso con el clima.
Reduce el tamaño de tu coche. Si te compras un coche la cuestión más importante que te plantees debe ser: “¿Cuánto combustible consume?” Ya hay en el mercado vehículos que consumen 4 litros a los 100 km, y será posible reducir esa cantidad a 2 litros.
Muévete en bici. Ocupa muy poco espacio y no consume nada. Es silenciosa, limpia y te permite estar en forma. Aprovecha cualquier oportunidad para usar la bici en tus desplazamientos cotidianos.




Menos es más: Con tu ayuda podemos reducir los gases de efecto invernadero. Comienza hoy mismo.
Busca calidad. Los productos de buena calidad duran más y con su compra se protegen los recursos naturales y se reduce el tráfico de mercancías. Cuando realices tus compras ten presentes algunos criterios ecológicos. Solicítalos.


Come menos carne. Además de ser bueno para tu salud, según la FAO la ganadería es responsable de alrededor del 18% del total de emisiones de gases de efecto invernadero debido a las enormes cantidades de energía consumida durante la producción de fertilizantes, la tala de bosques tropicales para los pastos y las cosechas de soja, y por ultimo, los enormes volúmenes de metano producido por el Ganado vacuno.




Opta por los alimentos ecológicos. Se cultivan sin pesticidas ni fertilizantes artificiales. No necesitan el transporte de piensos desde otros países. Y los métodos cíclicos de producción agrícola y ganadera provocan menos emisiones de gases de efecto invernadero.
Adquiere productos locales y de temporada. Con ello se reduce el tráfico de mercancías y la necesidad de calentar o refrigerar invernaderos.
Y por último, descubre la belleza local. Tomar un vuelo para hacer un viaje de compras y volar a un paraíso tropical en vacaciones es devastador para el balance de tu cuenta personal de emisiones de CO2. Disfruta también con otras opciones en tu tiempo libre, planifica las vacaciones cerca de casa y descubre los paisajes más cercanos.



¡No te pares! Difunde la palabra ecológica entre tus amigos y familiares.


Del informe de GreenPeace













14 feb. 2017

Desprotección de las mujeres víctimas de trata con fines de explotación sexual


La provincia de Nador (Marruecos), limítrofe con Melilla, es un lugar de paso, un lugar de espera.
Según nos trasladan las organizaciones locales, las montañas de Seluán esconden un total de 10 asentamientos, conocidos como “campamentos familiares”, donde viven mujeres, algunas con hijos e hijas a su cargo. Se estima que albergan a un total de 543 personas: 417 hombres (76,7%), 97 mujeres (7,8%), 29 niñas y niños, 5 de ellos no acompañados (5,3%). Provienen principalmente de Mali, Camerún, Guinea Conakry y Nigeria, además de Ghana, Senegal, R.D. Congo, República Centroafricana, Costa de Marfil, Gambia y Guinea Bissau.

Estos campamentos se encuentran algo más alejados del conocido monte Gurugú, donde principalmente habitan hombres que esperan el salto a la valla.
La Delegación Vasca ha podido corroborar, gracias a la información recabada, que muchas de las mujeres que llegan a Melilla por la frontera sur son víctimas de trata con fines de explotación sexual.
Se ha comprobado, asimismo, la ausencia de mecanismos de detección y protección.
Estas mujeres necesitan, para poner su vida a salvo y ser protegidas, que se cumplan tres cuestiones irrenunciables: la no devolución, la detección –la posibilidad de ser identificadas como víctimas de trata- y el acceso al procedimiento de asilo.

Sin embargo, por un lado, en Melilla no existen detecciones oficiales; y, por otro, el Gobierno español no considera la trata como causa de asilo24. El Ministerio de Interior25 entiende que este tipo de persecución no es encuadrable en el marco de la Convención de Ginebra sino que el mecanismo de protección lo establece el artículo 59 bis de la Ley de Extranjería26, que condiciona la protección de las víctimas a su denuncia y colaboración con las autoridades en la desarticulación de las redes que las explotan.

La trata, por tanto, está siendo abordada desde la persecución del delito, no como una violación grave de los derechos humanos de las mujeres. Se está produciendo una grave revictimización de estas,mientras los responsables quedan impunes o cumpliendo penas laxas en relación con la dimensión del delito cometido.

A la escasa voluntad política de abordar esta realidad desde un enfoque de género y de derechos humanos, se suma una grave falta de formación de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en esta materia.
La realidad es que estas mujeres, fuertemente controladas por la red y, por tanto, atemorizadas por las consecuencias que sus acciones puedan tener sobre ellas y sobre sus familias en origen, no ven la denuncia como una salida a su situación y no cuentan con mecanismos reales de protección.


24 De 2009 a 2012, los servicios jurídicos de CEAR han tramitado 40 solicitudes de asilo de mujeres víctimas de trata con fines de explotación sexual. 26 de ellas procedentes de Nigeria, seguidas de países como Somalia, Camerún, R.D. Congo, Malí o Sudán. Ninguna de ellas ha recibido protección internacional. Hasta el momento solo hay dos casos en España en los que se ha concedido el estatuto de asilo a víctimas de trata. 25 La Oficina de Asilo y Refugio, adscrita al Ministerio de Interior, es la encargada de instruir las solicitudes de asilo en España. 26 Ley Orgánica 2/2009, de 11 de diciembre, de reforma de la Ley Orgánica 4/2000, de 11 de enero, sobre derechos y libertades de los extranjeros en España y su integración social.